Tratamientos para niños con el trastorno del desarrollo de la coordinación

Ya sea que usted sospeche que su hijo tiene el trastorno del desarrollo de la coordinación (DCD, por sus siglas en inglés) o que lo sepa con seguridad, es importante que reciba tratamiento lo más pronto posible. Pero ¿esto qué implica?



No existe medicamento o “cura” para este trastorno ( algunas veces conocido como dispraxia). Sin embargo, hay terapias que pueden ayudar a mejorar las habilidades motoras. Diferentes tipos de especialistas pueden trabajar con chicos que tienen DCD.


Los terapeutas ocupacionales se enfocan en la coordinación y los terapeutas físicos en la fuerza muscular. Otros profesionales pueden tratar los problemas que a menudo coexisten con el DCD. Conozca más acerca del tratamiento para chicos con DCD.


Terapias para el DCD


La terapia ocupacional es el principal tratamiento para el DCD. Ayuda a los niños a adquirir habilidades motoras y aprender a realizar tareas básicas que son necesarias para la escuela y la vida diaria. Estas tareas incluyen cosas como escribir, teclear, atarse los cordones de los zapatos y vestirse.


Un terapeuta ocupacional (TO, por sus siglas) puede trabajar en varios aspectos del control motor. Estos incluyen:

  • Habilidades motoras finas

  • Habilidades motoras gruesas

  • Planificación motora


Un TO puede comenzar por hacer una evaluación para determinar cuáles son las limitaciones del niño. (Hay otros profesionales que también pueden evaluar las dificultades con el movimiento). A partir de ahí, el terapeuta propondrá técnicas y actividades para tratar esas deficiencias. Hay varias formas en que los TO pueden ayudar a los chicos con DCD a aprender tareas específicas y mejorar sus habilidades.


La escuela de su hijo puede proporcionar terapia ocupacional gratuita a través de un IEP. También hay TO privados que trabajan con los chicos por una tarifa. (Algunas seguros médicos cubren la TO para el DCD).


Los chicos con DCD pueden también recibir terapia física para ayudar a fortalecer los músculos que son necesarios para las actividades motoras. Además, la terapia física puede ayudar a mejorar el equilibrio y la coordinación, lo cual facilita que los chicos con DCD realicen ciertas tareas básicas de la vida diaria y la escuela.



Tratamiento para dificultades coexistentes


El DCD rara vez se presenta solo, por lo que los chicos con esta condición puede que también reciban tratamiento para otras dificultades. Muchos niños con DCD también tienen TDAH, por ejemplo. Para tratar los síntomas del TDAH puede que tomen medicamentos o reciban terapia conductual. Otras dificultades que comúnmente coexisten con el DCD incluyen:

  • Dificultades de aprendizaje como la dislexia

  • Dificultades del habla y el lenguaje

  • Velocidad de procesamiento lenta

  • Dificultades del procesamiento sensorial

  • Problemas de salud mental como la ansiedad

  • Autismo


Los chicos con DCD tienen un conjunto de dificultades particulares. Por ello es importante que reciban tratamiento para todas las dificultades y desafíos que presentan.



Apoyo en la escuela para el DCD


Los chicos con DCD pueden recibir apoyo en la escuela para ayudar a que sus dificultades con las habilidades motoras no afecten el aprendizaje. Estos apoyos podrían incluir tecnología de asistenciacomo:

  • Software de dictado (texto-a-voz)

  • Pantallas táctiles

  • Teclados

  • Papel con líneas gruesas, de color o con relieve


Los chicos también podrían obtener adaptaciones en clase. Estas podrían incluir hojas de trabajo que tengan los problemas escritos. Los estudiantes también podrían recibir demostraciones verbales y visuales para ayudarlos con las instrucciones.


Algunos padres se preguntan si los niños con DCD o dispraxia deben asistir a una clase de gimnasia.



Maneras de ayudar con el DCD en casa


Hay muchas cosas que usted puede hacer para apoyar a su hijo que tiene DCD. Intente actividades que puedan mejorar las habilidades motoras finas y las habilidades motoras gruesas. Fortalezca la autoestima de su hijo compartiendo historias exitosas de personas con dificultades motoras. Y si usted recientemente descubrió que su hijo tiene DCD, averigüe los pasos que puede seguir para obtener la ayuda apropiada.

10 vistas0 comentarios