4 fortalezas que nacen de los desafíos

Los niños que piensan y aprenden de manera diferente pueden enfrentar muchos obstáculos, ya sean académicos, sociales o ambos. Sin embargo, esos desafíos que se les presentan pueden ayudarlos a desarrollar fortalezas internas fundamentales. Estas cualidades podrían algunas veces ser pasadas por alto, pero son muy importantes para enfrentar las exigencias de la vida real.



A continuación, hay cuatro fortalezas que su hijo podría estar desarrollando. Felicítelo cuando muestre alguna de estas cualidades. Hable con él acerca de por qué son tan valiosas. Esto puede ayudarlo a fomentar su autoestima y mostrarle que está progresando.



1. Perseverancia


En qué fijarse: Cuando las cosas no salen fácilmente, su hijo sigue y no se da por vencido.


Señale la fortaleza de su hijo: “Matemáticas fue difícil. Estudiaste mucho y obtuviste ayuda adicional del maestro. No sacaste una A, pero te fijaste un objetivo y te mantuviste firme”.


Explíquele por qué importa: “Trabajar el doble que los otros es frustrante, pero la habilidad de esforzarse se traspasa a todo lo que tú haces. Tú sabes cómo mantenerte en una tarea difícil y lo que se necesita para tener éxito”.



2. Empatía


En qué fijarse: Ser una persona que aprende diferente ha ayudado a su hijo a ser más comprensivo acerca de las diferencias que puedan presentar otras personas.


Señale la fortaleza de su hijo: “¿Recuerdas cuando ese niño nuevo llegó a la escuela a mitad del año? Tu maestra me contó que tú fuiste el primero en hacer lugar en tu mesa de trabajo para él. Tú sabes cómo se siente cuando las personas no son amistosas”.


Explíquele por qué importa: “Ser capaz de imaginarte cómo se sienten otras personas es una habilidad valiosa. Las personas que pueden hacerlo son muy buenas para hacerse de amigos y ayudar a los demás. También se necesita empatía para ser exitoso en el trabajo con otros”.



3. Valentía


En qué fijarse: Su hijo va más allá de su zona de comodidad para encontrarse con desafíos diarios o probar cosas nuevas.


Señale la fortaleza de su hijo: “Cuando decidiste formar parte del equipo de natación, no conocías ni al entrenador ni a los otros niños. Tampoco estabas seguro de que fueras lo suficientemente rápido nadando. Pero saltaste a la piscina e hiciste lo mejor que pudiste, incluso estando nervioso”.


Explíquele por qué importa: “Da miedo arriesgarse a fallar, pero la mayoría de las personas fallan alguna vez antes de tener éxito en algo. Ser lo suficientemente valiente para intentarlo de todos modos, es la forma de salir adelante en la vida”.



4. Asertividad


En qué fijarse: Su hijo es capaz de explicar lo que necesita a sus maestros y compañeros.


Señale la fortaleza de su hijo: “Estoy impresionado por la manera en que le pediste al maestro las notas de su clase para ayudarte a estudiar. Identificaste a alguien que es capaz de darte apoyo y le explicaste cómo te podría ayudar, además de haber conseguido lo que necesitabas”.


Explíquele por qué importa: “En algún momento cada uno de nosotros hemos de enfrentar circunstancias que no son ideales. Ser capaz de decir lo que necesitas por tu propia cuenta te ayuda a ser una persona que resuelve de manera creativa sus problemas, no una víctima”.


Su hijo podría no darse cuenta de cuáles son las destrezas que está adquiriendo cuando está concentrado en lidiar con sus desafíos. Ayudarlo a entender que tiene cualidades que son muy valiosas puede hacerlo sentir mejor acerca de sí mismo, incluso cuando está teniendo dificultades.

Contáctanos

Tel: +56 72 231 8448

WhatsApp: +569 43 40 1925

contacto@olimircps.cl

  • Facebook - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco
  • LinkedIn - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco

Dirección

Av. Nueva Einstein 290

Torre Plaza America Of. 610,

Rancagua